A por una vida más

449
Los rojillos cayeron en el José Zorilla en el estreno de Barragán (Foto: LFP)

El Mirandés quiere prolongar una jornada más la oportunidad de mantenerse en la categoría de Plata. Los rojillos se medirán al Real Valladolid en Anduva con la necesidad imperiosa de sumar los tres puntos (domingo, 12:00 horas). El rival también se juega gran parte de la temporada en el envite. El bloque blanquivioleta quiere regresar a Primera y afrontará una gran final en su desplazamiento a Miranda.

Los pupilos de Pablo Alfaro tratarán de encadenar un segundo triunfo consecutivo, que les meta de lleno en la pelea por la salvación. El técnico aragonés tiene fe ciega en sus jugadores que no han bajado los brazos pese a la irregular temporada realizada. “Seguimos en la UCI, pero nos han quitado el gotero. Es el símil médico aprovechando la formación profesional. Quedan cuatro partidos. Es un partido vital. Somos conscientes de que nos enfrentaremos a un gran rival como es el Valladolid. Los últimos resultados no estaban siendo justos con el trabajo de los futbolistas”, admite.

Muchos equipos han sacado la calculadora para hacer cábalas en el tramo final de la temporada. Sin embargo, Alfaro sólo piensa en conseguir la victoria este domingo para seguir creyendo en el objetivo: “El equipo sigue vivo y tiene ganas pese a las dificultades. Sólo existe este domingo y saliendo vivo de ahí, se abriría el abanico. Queremos traspasar esa ilusión que tenemos dentro hacia nuestra gente. Todo el que esté implicado en el equipo, tiene su hueco”.

Provencio y Urko Vera se perderán por sanción la cita ante el Valladolid, mientras que Alain Oyarzun, Ruymán y Álvaro Bustos continúan en pleno proceso de recuperación. Las circunstancias han obligado al entrenador maño a echar mano del lateral Aurtenetxe, que regresa a la lista de convocados. El portero Roberto también estará a disposición de Alfaro. Contabiliza cuatro amarillas y no cinco.

Con la mente en el play off

Por su parte, la escuadra pucelana sólo piensa en alcanzar la fase de ascenso. Pese a estar en entredicho en un tramo de la temporada, Paco Herrera ha conseguido que el Valladolid llegue con opciones en las últimas jornadas. La primera final pasa por Anduva. “Será un partido muy complicado. Tendremos que estar muy bien en las dos fases, tanto la defensiva como la ofensiva”, manifiesta el míster blanquivioleta.

Herrera mantiene la duda del delantero Raúl de Tomás con problemas en el tobillo. Se muestra más optimista con Álex Pérez, que podría entrar en la convocatoria. El choque comenzará mañana a las 12:00 horas en Anduva con arbitraje del vasco Gorostegui Fernández.

Posible once inicial rojillo: Roberto; Carlos Moreno, Quintanilla, Fran Cruz, Kijera; Eguaras, Rúper; Sangalli, Maikel Mesa, Álex García; y Guarrotxena.

Fuente: CD Mirandés