Declaraciones tras el Mirandés 3-2 Tudelano

286
Pablo Alfaro, entrenador del Mirandés

El técnico del Mirandés Pablo Alfaro se mostró satisfecho con la victoria de su equipo, aunque reconoce que todavía se deben pulir pequeños aspectos durante los partidos, como por ejemplo los dos goles encajados en el arranque de la segunda mitad: “Cuando consigues el triunfo y más en nuestro caso que seguimos invictos en Anduva, te vas contento. Bien es cierto que podía haber sido un día en el que eres capaz de dar un golpe de autoridad y no lo hicimos. Dimos vida al Tudelano que estará arriba. Conseguimos revertir la situación tras el empate, aunque debemos analizar cosas. Tenemos que ser conscientes de que hay que manejar muchos mejor algunas situaciones”.

Los rojillos pudieron sentenciar en el inicio del segundo acto. Después llegaron los tantos del Tudelano que igualaron la contienda: “El equipo entró bien en la segunda parte. Tuvimos dos opciones de gol, pero luego dimos facilidades en las vigilancias cercanos. A algunos futbolistas les costaba bajar. Ellos tienen calidad de medio del campo para delante, con calidad. Nosotros somos un buen equipo, pero debemos corregir esas situaciones”.

Alfaro ya comentó en su comparecencia previa al choque que sería una larga contienda y no se equivocó. “Ha sido un partido larguísimo. Cuando más dudas tienes, también se ven cómo son los equipos. Fuimos capaces de marcar un tercer tanto y el final del partido lo controlamos mejor. Si el rival es capaz de anotar, entran las dudas. Gracias a Dios nos quedamos con la victoria. Seguimos estando arriba y para querer estar ahí, debemos mejorar”, declaró.

Íñigo Valencia, técnico del Tudelano

Íñigo Valencia, entrenador del Tudelano

El Tudelano fue un digno rival en Anduva. Por momentos le quitó la posesión del balón al líder de la categoría poniendo cerco a la portería defendida por Limones. Sin embargo, la pegada rojillo dio al traste con el trabajo del equipo navarro. “Creo que estamos siendo un equipo de play off con errores de zona de abajo y eso hace que nos vayamos de vacío. El orgullo contrasta con la rabia de que nos peguemos tiros en los pies que nos cuesten puntos. Hicimos lo mismo en cada parte. En la primera regalamos dos goles y después regalamos menos. Se curraron el tercer gol. Seguimos en la misma línea para no deshacernos y creo que dimos la cara”, apunta Íñigo Valencia.

Pese a las numerosas ausencias, los visitantes demostraron un buen nivel en Anduva. Los menos habituales también se han ganado un puesto como titulares de cara a próximas citas: “Las lesiones son parte del fútbol y hay que convivir con ellas. Lalaguna y Meseguer son dos puntales de nuestra defensa y Sergio es nuestro lateral izquierdo titular. Aquí puedes venir de dos maneras: con defensa de cinco para ver si no perdemos o como lo hicimos, a jugar nuestro partido. Creo que todos estuvieron en su línea”.

Cuestionado sobre un posible penalti, Valencia señaló que no apreció nada punible en la acción en la que Adán cayó dentro del área en la pugna con David Prieto: “Yo creo que no es penalti. Adán va muy forzado, hace una carrera bestial y hay una carga. Para mi no lo es. Es una acción más del juego en la que entran fuerte. Fue un partido de fútbol de lo esperado. Lo de Ion es una locura. No se quien pega primera. Me sorprendió que el árbitro no tuviese una decisión salomónica”.

Zona mixta de Anduva

Con cara de felicidad compareció ante los medios informativos el extremo Borja Sánchez que anotó su primer gol con la camiseta rojilla en el campeonato de liga: “Estoy contento por la victoria después de perder en la anterior jornada. Después de ir 2-0 al descanso, el partido se nos puso cuesta arriba con el empate pero el equipo supo reaccionar y llevarnos los tres puntos. Podía haber cerrado el choque al inicio de la segunda parte. Cuando tiré, pensé que iba a dentro. No hubo suerte”.