“La falta de acierto nos impidió solventar antes el partido”

424
Borja Jiménez, entrenador del Mirandés

El entrenador del Mirandés Borja Jiménez se mostró satisfecho por la victoria conseguida en el Nuevo Ganzábal de Langreo. A los rojillos les tocó sufrir en los compases finales del choque ante el arreón local por conseguir el empate: “Estoy muy contento por el resultado. Nos ha costado más de lo que parece, aunque fuimos superiores en todo momento. El Langreo lo puso difícil hasta el final, pero la falta de acierto también nos impidió solventar el encuentro antes”.

El técnico abulense admite que era importante sumar los tres puntos para mantenerse al acecho de los primeros puestos: “Rompemos la racha de los empates en una liga en la que hay que sumar de tres en tres para no perder comba con los puestos de arriba y tener la suerte que hoy tuvimos porque, de rendimiento, no me puedo quejar nunca. Los jugadores luchan al máximo y lo hacen en cada balón. Lo intentan y crean ocasiones. Me voy satisfecho por ello”.

Hernán Pérez, entrenador del Langreo

Por su parte, el míster local lamentó las ocasiones desperdiciadas sobre todo en el tramo final. El bloque asturiano tuvo cerca el gol del empate: “Pudimos marcar en la última jugada en esa chilena de Nacho Calvillo, pero hay que reconocer que el rival es un gran equipo, muy bien puesto y con mucho empaque. Nos lo han puesto difícil, pero el empate no hubiera sido mal resultado. Cuando mejor estábamos jugando, encajamos el gol y es una pena, aunque es justo reconocer que en la primera parte ellos fueron merecedores de algo más”.

Pérez valoró el esfuerzo de sus jugadores en el duelo que les enfrentó a uno de los aspirantes a jugar la fase de ascenso a Segunda: “Estoy contento con el rendimiento del equipo y hay que reconocer que hay rivales que marcan el nivel en la categoría. Uno de ellos es el Mirandés. Nuestra liga está con los equipos que queremos estar en mitad de la tabla. No miramos más arriba”.