“Nos costó defender el juego interior, pero tengo buenas sensaciones”

82
Borja Jiménez, entrenador del Mirandés

El entrenador del Mirandés Borja Jiménez valoró el choque disputado en Oviedo. Reconoció que el partido había sido de ida y vuelta en su primera mitad: “Nos ha costado defender el juego interior, pero en la segunda parte tengo buenas sensaciones en cuanto a generar ansiedad al rival. Estuvimos juntos y no les permitimos que corrieran porque defendimos más alto. Los últimos 30 minutos hemos tenido el balón y son la línea a seguir. Me recuerda a la segunda parte de Bilbao, pero la que hoy ha pegado en el palo ese día entró”.

Sobre el rival, el míster rojillo señaló que “el Vetusta tiene muy buen trato de balón. Tienen jugadores que se asocian por dentro a una velocidad increíble y con espacios son un equipo muy peligroso. Tiene un equipo competitivo que aprieta muy bien y dificulta la salida de balón. Creo que van a estar arriba hasta el final”.

Jiménez se queda con la segunda parte de su equipo que tuvo mayor presencia ofensiva: “Mi sensación de la segunda mitad es bastante positiva. Tanto Hugo como Antonio son dos buenos jugadores con balón. En la primera tuvimos imprecisiones en el pase con jugadores que habitualmente tienen esa precisión como Yanis o Miguel”.

En los instantes finales, el delantero Claudio Medina entró al césped tras superar una lesión que le ha tenido apartado de los campos las últimas semanas. “Tenía una lesión que ya tuvo en Elche este verano y no queríamos correr ningún riesgo. Sabíamos que estaba para poco, pero queríamos que nos lo demandara y hemos intentado a ver si en estos últimos minutos intentábamos llevar el balón por fuera para llevar más profundidad y sacar centros laterales”, manifestó el entrenador del conjunto mirandesista.

Rozada se mostró satisfecho con el trabajo de su equipo (Foto: Fútbol Asturiano)

Javi Rozada, entrenador del Oviedo B

Por su parte, el técnico local también dio su valoración del encuentro: “Por un lado sensaciones positivas porque el equipo estuvo muy conectado todo el partido. Cometimos un error que sabíamos que no podíamos conceder (en alusión a la falta del gol). Hugo Rama llevaba dos goles de libre directo y esos goles los meten los ‘cracks’. Después del gol seguimos bien, fuimos a por el empate y creo que el partido lo tuvimos controlado. Dos las para Limones y una acabó en córner. El segundo tiempo estuvo más igualado. Ellos tuvieron el palo y nosotros una al final que Javi Cueto no estuvo atento para meterla”.

Tras la derrota anterior en su feudo frente a la Unión Deportiva Logroñés, los asturianos recuperaron las buenas sensaciones: “El equipo en casa suele tener una versión reconocible. Hoy estuvimos más juntos, jugamos a muchas alturas, participamos en zonas donde hacemos daño y estoy contento. El primer tiempo fue muy bueno y tenemos que seguir trabajando para seguir haciendo partidos así”.