Sin prisa pero sin pausa

869
Cerrajería volvió al once titular en Calahorra (Foto: CD Mirandés)

Tres empates es el balance que arroja el inicio de temporada del Mirandés como local. Los rojillos quieren conseguir de una vez por todas su primera victoria en casa en el duelo que mañana le enfrentará al Real Unión (domingo, 17:15 horas).

Quizá exista algo de ansiedad por lograrlo, pero Borja Jiménez ha dejado claro que el equipo debe ser fiel a su estilo para que se llegue a producir. “Sabemos que esa victoria en casa tiene que llegar. Ya no es tener paciencia sino hacer lo que estamos haciendo y tener algo más de acierto. No estamos teniendo problemas de bloque. Se trata de situaciones individuales. Soy un entrenador al que le gusta el rigor táctico. Queremos mejorar situaciones específicas y las hemos trabajado durante la semana”, puntualiza el entrenador abulense.

El conjunto rojillo se verá las caras con un bloque que ha iniciado con mejores sensaciones la nueva temporada en relación a la anterior. Los pupilos de Juan Domínguez tratarán de sorprender al Mirandés en su feudo con un juego atrevido: “El Real Unión tiene propuesta con balón. Les gusta asociarse. Son un bloque atrevido. En Anduva nos hemos encontrado con equipos que vienen replegados, pero habrá fases en las que ellos quieran dominarnos también”.

Jiménez no podrá contar con el lesionado ‘Pito’ Camacho ni tampoco con el lateral Carlos Julio, inmerso en encuentros internacionales con la República Dominicana. El choque dará inicio a partir de las 17:15 horas con arbitraje del aragonés Lou Ballano.

Posible once inicial rojillo: Limones; Paris, Sergio González, Odei, Kijera; Cerrajería, Antonio Romero; Álvaro Rey, Hugo Rama, Yanis; y Matheus.