“El empate nos sabe a muy poco”

198
Andoni Iraola, entrenador del Mirandés

El entrenador del Mirandés, Andoni Iraola, se mostró satisfecho por el comportamiento de sus jugadores. Se pedía un lavado de cara tras lo sucedido en Santander y el equipo respondió con creces. La nota negativa fue el resultado final y la lesión de Mario Barco: “Fue cruel en un partido que teníamos controlado. Hicimos méritos para sacar los tres puntos. Después de hacer el tercer cambio se nos lesiona Mario. No podía dar ni un paso. Nos quedamos con diez y nos metieron el gol en el descuento. Cuando perdonas, te expones a que pase una jugada de estas. Los equipos que van perdiendo cuelgan balones y puede pasar. El empate nos sabe a muy poco”.

La pena máxima que metió al Alcorcón en el partido fue clave. Llegó en la recta final del primer tiempo y cuando más controlada estaba la situación. “Salimos bien. Nos castigó el tema del penalti, pero el equipo empezó muy metido. El campo estaba muy pesado y los dos equipos han hecho un esfuerzo bestial. Al estar con diez nos sometieron más. El partido estuvo condicionado por el estado del césped. En unas zonas el balón iba muy rápido y otras se frenaba. Teníamos que jugar en largo cuando notábamos la presión del rival”, señala el míster guipuzcoano.

El equipo estuvo ordenado en tareas defensivas y arropado por los centrocampistas. La labor de Antonio Sánchez y, sobre todo, Malsa fue clave: “Micka fue el último en llegar. Le introducimos unos minutos en Santander. A nivel posiciones estuvo muy bien, pero al final pidió el cambio porque acabó muy cansado”.

Fran Fernández, técnico del Málaga

Por su parte, el entrenador visitante destacó el trabajo de sus pupilos que nunca le perdieron la cara al encuentro pese a ir por detrás en el marcador: “Es positivo sumar fuera de casa y más en esta semana tan loca. Muy contento por el esfuerzo y porque creímos hasta el final. El penalti condicionó todo en el primer minuto y nos costó levantarnos de ese golpe. Se nos olvidó el plan del partido que teníamos. La última fase de la primera parte y en la segunda tuvimos nuestras ocasiones”.

Fernández reconoce que los rojillos les sorprendieron en el arranque del duelo en el que se adelantaron con la pena máxima de Rey: “Quizá el Mirandés le puso un punto más de ritmo e intensidad al principio del partido. El primer palo no nos puede condicionar tanto porque después nos metieron el segundo. Es complicado jugar contra un equipo que va ganando 2-0 y te deja pocos espacios”.

Fuente: Miranda es Deporte